Altos del Majalijar (1878m). VIDEO

Fiel seguidor de la serie “Desafío Extremo”, ya sé todo lo que hay que saber sobre las deposiciones en altura. Pero hay un tema vital en la montaña que aún no se ha tratado y quiero abordar aquí: la temible Resaca de Altura y sus devastadores efectos. Es sabido que la mayor parte de las actividades que realizamos en montaña se desarrollan en sábado o domingo, respectivamente. Y no es menos conocido que estos días son inmediatamente precedidos por las noches del viernes y el sábado. Así, ocurre a veces que a la hora de salir al monte aún hay una cierta cantidad de alcohol en nuestra sangre, que va desapareciendo paulatinamente con el ejercicio físico, dando paso a una serie de síntomas tales como cefaleas, nauseas, etc, que se agrupan bajo el epígrafe general de Resaca de Altura o cuerpajo de altura (no confundir con el Mal de Jartura, que afecta al montañero tras varios días de travesía).
Para evitar este terrible mal, conviene llevar siempre una cantidad nada desdeñable de anís del mono en la mochila. Con su simple ingesta, evitamos los males derivados de la ausencia repentina de alcohol en nuestra sangre, pero además seremos capaces de componers bellas figuras sobre los peñones, de cantar coplas de las que no se acuerdan ni nuestros abuelos, y de ascender grandes – o medianas – montañas andando y hablando como Chiquito de la Calzada. Os dejo un ejemplo:
You are not authorized to see this part
Please, insert a valid App IDotherwise your plugin won't work.

2 Comments

    • La música es Moonspell haciendo el Mr. Crowley, no es como Zakk Wylde o Roads, pero queda bien 😀
      En cuanto a la SIerra de Huetor, es un balcón a Sierra Nevada inmejorable. Pronto subiré una rutilla de hace un par de años por el Barranco de tu pueblo 😉

      Saludos!

Deja un comentario